Caso práctico 3

CASOTRESEsta vez os proponemos un caso práctico sencillo. Se trata de un caso muy común en zonas urbanas con edificios. Esperamos vuestros comentarios

Anuncios

6 comentarios el “Caso práctico 3

  1. Es una de las dificultades más comunes, pues aunque trabajamos con “ortofotos”, que en teoría son fotos aéreas con una visión de ángulo de 90 grados, es inevitable este principio no se cumpla, por lo que los tejados los vemos desplazados con respecto al suelo desde el que se proyectan. Es error de principiante dibujar los tejados, y no su proyección ( error en el que hemos caído todos, por supuesto).

  2. Y si nos encontrasemos con un grupo de parcelas edificadas de las mismas características todas juntas, también tendriamos que sacar nuestra “bola de cristal” para adivinar el perímetro? o por el contrario dejamos que catastro sea quien tenga absoluta razón y dibujamos en función de la parcela marcada por catastro? Y si comprobamos que TODA la manzana puede estar movida en la capa de catrastro y que esta finca, hagas como lo hagas, no te va a cuadrar con la realidad?… Como pueden observar, hay casos que son muy visibles pero este entra dentro de la lógica. Aún así en nuestro registro nos regimos por el “Catastro antes que inventarnos el perímetro, por mucho que la ortofoto salga bastante movida.. porque, no nos engañemos, por mucho que sigas una línea recta, no deja de ser una forma imaginativa de solucionar un problema real. Pero como digo siempre, es solo una humilde opinion.
    Un saludo.

  3. Raúl:

    Bajo ningún concepto puedes trabajar con una bola de cristal o con la imaginación, pues desvirtuas todo el proyecto.
    Tus bases de trabajo deben ser jurídicamente sólidas, pues en el futuro deben poder contraponerse a linderos que puedan protestar:
    1ª Opción de trabajo: Registral: Ortofoto clara, con linderos muy definidos, y apoyados en la identificación que consta en la hoja registral (superficie y linderos). Muy importante disponer de cartografía municipal para reforzar el dibujo registral. De este modo salen muy reforzados los certificados de coordinación Registro-Catastro, pues la ortofoto (lo más rayano a la realidad) determina en gran medida el verdadero dibujo de la finca.
    2ª Opción de trabajo: Catastral: Si a partir de la ortofoto no se puede determinar el perímetro de la finca, no tendremos más remedio que basar el dibujo en la base catastral, de forma total, o parcial en cuanto a determinados lindes –y el Registrador decidirá la coordinación perímetro registral – identificación registral (rojo o amarillo)-, y en caso de protesta de linderos, hacer constancia al interesado de la necesidad de adecuar la realidad de la finca con la realidad catastral. El interesado es quien debe justificar ante Catastro la realidad física de la finca, y una vez adecuado Catastro con la realidad, ajustar Registro con catastro y realidad.

    Un Saludo,
    Víctor, Registro Calp.

  4. Victor:

    Por desgracia no todos los ayuntamientos muestran la misma predisposición (no por falta de voluntad, sino por desconocimiento de los medios y sus ventajas). Nuestra forma de trabajar sigue reflejándose en las capas catastrales (a falta de algo mejor), pero aún así no dejamos de insistir a nuestros ayuntamientos que se pongan al día en materia gráfica que es uno de los avances en nuestro sector que, igual no nos ayuda a salir de la crisis, pero nos da un empujón no solo a nivel monetario sino a nivel cualitativo para sentar unas bases sobre lo que inscribimos.

    No digo que seamos adivinos ni que debamos basar nuestro trabajo en la imaginación que le echemos. Solo opino que la capacidad de valorar una finca registral basándonos en los baremos tal y como se muestra en el ejemplo expuesto, es simplemente un mero ejercicio imaginativo en los casos que podemos observar día a día… por muy evidente que nos parezca que la resolución es claramente la letra C. Y todos sabemos de lo que hablamos porque cada mes se nos presentan algunas fincas pertenecientes a divisiones horizontales pegadas unas a las otras (sobre todo en pequeñas poblaciones) que, por mucho énfasis que pongamos y por muy buena resolución gráfica que tenga la imagen, no conseguimos marcar la parcela de la cual queremos coordinar su matriz a no ser que sea con la ayudas externas (y con ello me refiero a la multitud de capas que podemos utilizar gracias al programa).

    Como ejercicio de “reflexión” lo considero correcto pero como caso práctico siento decirles que si hemos de editar la finca (dibujarla mediante la herramienta sin utilizar la capa de catastro y apoyándonos en la imagen de los ICC’s), no veo correcto el ejemplo expuesto. Insisto, todo ello desde mi humilde opinión y desde la experiencia que tengo hasta la fecha de hoy.

    Un saludo
    Raúl. Registro Igualada nº1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s